Terrorismo ilustrado

Tiene huevos que el primer post de 2015 vaya sobre esto. Lo siento de verdad. Ya me hubiera gustado a mi hacerlo sobre algo ligero, sobre fotografía, sobre Granada, sobre cualquier gilipollez. No.

Ayer tres animales atacaron a un símbolo de uno nuestros pilares básicos, la sátira, y asesinaron a 12 personas. No mataron a niños, no mataron a inocentes. Mataron a gente que ya se sabían señalados, y aun así, que seguían con valentía y responsabilidad ejercitando un músculo que en cuanto no se usa, se atrofia y muere: la libertad, en este caso, la de expresión. Y es que cuando nos callamos, ya han ganado.

(…)

No conozco el terrorismo. No como adulto. He crecido en un país en el que existía ETA y también la he visto desaparecer, y empieza a hacer ya tiempo de eso. El 11S lo recuerdo con mera fascinación histórica, y el 11M no puedo decir que me afectara realmente. Fue una movida, si, pero no me conmocionó. Era inmaduro, tonto, poco sociable, ¿inocente? Un niño. Esas cosas nunca me afectaron como ahora ya si me afectan este tipo de cosas.

Ayer, hoy, veo las imágenes del policía en el suelo y se me enciende algo. Me tiemblan las manos. ¿Dick Cheney? tienes mi carta blanca. Me sale el nazi. Cargaos ya a todos estos putos desgraciados y nos dejamos de hostias. Te viene, claro que te viene.

Ciertamente no aguanto a los barbudos*. Pero las soluciones, en caliente, no. Eso si lo aprendí hace tiempo. El uso de la violencia supone el fracaso de todo lo demás: del diálogo, del entendimiento, de la civilización. Y recordemos que a ETA se la derrotó política y policialmente, desde la democracia, no desde el juego sucio que los alimentaba ideológicamente, que los convertía en mártires, que les daba aún más argumentos y razón de ser.

*Que por cierto, de esos en Birmingham había a paladas. Tantos como mujeres con burka.

Para luchar contra el terror, ¿debemos de renunciar a nuestros principios? ¿Si no, nos comen estos hijosdeputa? ¿Seguridad a cambio de privacidad? Desde luego no podemos pecar de mojigatos, de democracia boba y que nos entren escalofríos cada vez que nos hablen de ‘registrar los nombres de quienes vuelan a países en conflicto’. Precisamente, creo que una democracia sólida es aquella que puede soportar pequeñas concesiones, sin entrar en una crisis existencial. Si practicar estas formalidades, que posiblemente faciliten realmente la labor policial*, nos hace alarmarnos por al borde del abismo, es que estamos de verdad jodidos.

*De verdad lo creo. Tal vez peque de inocente, pero supongo que es tema para otro post.

(…)

¿Sabéis quien hizo lo de ayer? (y por favor, no me vengáis con conspiraciones, que llamo a Mills) Estos cobardes, estos hijosdeputa, son Islamistas radicales.

No, no he leído el Corán, no he visitado ninguno de sus países, y no voy a decir que ‘tengo amigos musulmanes’ puesto que el contacto que he tenido con ellos ha sido poco más que de colegueo, y valga decir, con los que podría llamar ‘los más abiertos’ (de los que beben alcohol y siguen el ramadán de aquella manera). Con eso, voy a intentar no generalizar.

Estos hijosdeputa, estos Islamistas radicales, son de los ‘Ilustrados’. Son unos iluminados comprometidos con la causa, y defensores, por supuesto, de la auténtica verdad. Y resultan ser, en muchos casos, gente que ha vivido aquí, en Europa, que nos conocen, gente que irónicamente ha ‘visto mundo’ y que saben lo corrompido* y decadente que está Occidente. Y piensan que deben hacer despertar de su aturdimiento, de su ignorancia (son conscientes de ello, lo ven así) a su fuerza demográfica, que no sabe lo mal que está el mundo, a través de la interpretación bestialmente literal** de la palabra revelada a un tio que escuchaba cosas, hace muchos años, en medio del desierto.

*Y en muchos sentidos, vaya que si lo estamos. Pero ja me maten si me dicen que me tengo que cambiar de esta sociedad a la suya.

**Si, de forma literal, y tres pueblos mas pa’ llá. Pero una interpretación literal a secas del Coran, al igual que de la Biblia, es por si sola pa cagarse.

 

(…)

¿Existe el Islam moderado?

Veamos. El cristianismo fue bárbaro, no menos bárbaro que algunas cosas que vemos aún en las noticias en algunos de esos países; y fue bárbaro no hace muchos siglos, ni siquiera décadas. El Renacimiento y luego la Ilustración coincidieron en el tiempo con lo peor de la Inquisición. El cristianismo fue bárbaro, si: de ahí venimos, y aquí estamos. Lo nuestro nos ha costado. Con revoluciones, con guerras bestiales de por medio, paso a paso, conquista a conquista, lección a lección… Mirando atrás, el hecho de que nuestras preocupaciones actuales sean paro y corrupción, seamos honestos por un segundo, son pecata minuta.

De nuevo, ¿existe el Islam moderado? Sin duda. Y lo dice uno al que decir ‘islam moderado’ le suena igual que ‘conservador moderado’ o ‘religión moderada’. Lo digo como ateo militante. Entendedme con que retranca digo que ‘no sé si esas cosas pueden existir’, pero si, existe un espacio en el Islam para la convivencia, para el respeto mutuo, para el cumplimiento completo de los derechos humanos, sin matices, sin un “si, bueno, peroesque”. La cristiandad renunció poco a poco a muchos de sus preceptos porque se entendió que no eran coherentes, no coherentes con una dignidad, con un respeto a la persona. Seguimos siendo de raíces cristianas (yo las tengo, no las niego), pero nuestra sociedad evolucionó. Dejamos cosas atrás. Aprendimos.

¿Pueden hacerlo ellos también? De verdad, eso espero, eso deseo.

Pero les queda un camino por recorrer de la hostia.

(…)

¿Son nuestra sombra?

Por supuesto, el horror, el caos, no existe porque si. El caos no existe de forma ordenada, es una contradicción. No se sostiene, colapsa sobre si mismo, se autodestruye. Solo existe cuando algo pasa detrás. Si pretendo hacer un repaso mínimamente honesto, no puedo pasar sin mencionar que mueren por millares en sus países, y en gran medida por ese caramelo que tanto nos gusta llamado petroleo (ah, qué distinta sería la Historia si no hubiera petroleo en estos países…). Nos echan la culpa de sus muertos, de su miseria; y probablemente en buena medida la tenemos. Nos tienen ganas, estamos en su punto de mira. Y sumemos que en notables casos Occidente ha criado monstruos, incluso sin petroleo de por medio. Esa es una parte de la posible explicación, que por supuesto, no es una justificación: no se justifica nada de esta barbaridad, ni nuestros muertos, ni lo suyos. Pero de ser parte de la explicación, ¿lo explica todo? ¿Es solo porque nos tienen ganas? ¿O es su religión, es su cultura, una de bárbaros, radicales e integristas?

No, no son bárbaros. Son tristemente ignorantes, humildes y pobres.

Es triste, pero en esos países, en una sociedad así, aún en general tan analfabeta, no se les pueda dar ‘libertad’, nueva y reluciente, y esperar que sepan usarla de un día para otro. Es un juguete que aún les viene grande. De poco sirve un sistema de gobierno más o menos moderno, cuando viven en la prisión hecha por sus propias creencias, su propia religión, tan estúpida como cualquier otra. Por supuesto que merecen poder elegir a su presidente en unas elecciones libres, ser dueños de su destino, pero eso no sirve de nada si no va acompañado de escolaridad completa y extensiva, de una seguridad social, de un sistema, uf, infinitamente menos corrupto. Todo eso requiere un largo camino. Y tal vez sea verdad que mientras Occidente siga echando mano del petroleo*, difícil va a estar la cosa.

*Ojala, ojala decidamos pronto pasar todos a energías renovables, a ver si así matamos dos pájaros de un tiro…

A los lúcidos que haya, a los luchadores de la libertad; a todos los musulmanes que abrazan la sacralidad de la vida humana y temen, y son víctimas del terrorismo, víctimas de la crudeza de una ideología cerrada, es a los que hay que ayudar, a los que hay proteger de los curas, de los barbudos, de los extremismos.

No es que no aguante a los barbudos, no es que no aguante los extremismos, no es que no aguante el islam, ni tan siquiera las religiones. Lo que no aguanto es la estupidez. Lo que no aguanto es a los que no dejan de ser animales. 

(…)

Antes de cerrar, dejadme hacer un (pen)último matiz: cuidado con decir ‘es que vienen aquí y no se integran’. Este atentado pone las cosas muy fáciles al FN de LePen. Claro, después de todo lo que he dicho, ¿cómo se explica? Hey, llegan aquí, a Europa, y disfrutan de la vida en democracias maduras, con libertades, educación, sanidad, beneficios sociales, ¿Por qué no aprenden, por qué no se integran, por qué no se quedan con lo bueno?

Solo puedo decir, como ex-inmigrante, que esta cosa que nos gusta mucho de decir en España, “allá donde fueres, haz lo que vieres”, queda muy bonito especialmente cuando vas de turisteo con el viaje que han organizado los del ayuntamiento en autobús. Id a vivir al extranjero, sin fecha de retorno, y además de echar de menos a vuestra familia, gente, lugares, y sol, pretended dejar de comer jamón, tortilla de patatas y un buen plataco de lentejas. No os juntéis con españoles, y prohibido TVE Internacional. Y además, intentad hacer amigos del lugar, en un idioma que no es el vuestro, con gente que ya tiene su vida resuelta y su circulo social completo.

Cuidado con esperar mucho de los inmigrantes, que en su mayoría, solo vienen a intentar prosperar con la más mísera de las oportunidades.

Y os lo aseguro, nos conviene que prosperen.

(…)

Tal vez, solo tal vez, esta oscuridad en la que nos envuelve este terror, tal vez esto se trata del viejo adagio de ‘la noche es más oscura justo antes del amanecer’. Cayó el bloque comunista, y no hubo ningún fin de la historia. Cambio climático y sosteniblilidad son el otro gran reto (son lo mismo), que personalmente, me preocupa, que deberían preocuparnos a todos. Pero mientras exista este choque de civilizaciones; porque si, es un choque; no habrá acabado ninguna historia.

Solo cuando ellos vivan bien, solo cuando no estén muertos de hambre, solo cuando no estén desesperados, y no vean como mueren sus hijos -demasiado a menudo por nuestras bombas-; y solo cuando hayan dejado todo eso largamente atrás; cuando matar no sea la única opción de hacer algo importante en la vida, tal vez entonces, el terrorismo islámico sea historia.

Saludos, y Feliz año.

Fandosidades, simbologías, y otras migueiladas: Nolan, Kubrick y Scott (1 de 2)
La belleza de un cohete explotando

2 pensamientos en “Terrorismo ilustrado

  1. Pingback: Dinamarca como Erasmus. Parte 2: Los Daneses | RIdP

  2. Pingback: Mientras peor, mejor (2 de 5). La Sombra. | RIdP

Deja un comentario