The Rocky Horror Picture Show

Imaginad coger vuestra película favorita, esa que habéis visto miles de veces, esa que os sabéis cada dialogo y plano de memoria, esa que a pesar de ser tremendamente popular, haces sobre ella chistes tan rebuscados que solo en contadas ocasiones puedes permitirte hacerlos con la garantía de que algún escogido cercano a ti te va a reír y pillar la gracia. Una Guerra de Las Galaxias, un Terminator, un Padrino, un Señor de los Anillos… Imaginad que os juntáis con los amigos a reconstruirla, puesto que todos os la sabéis de memoria, con escenografía y toda la pesca mientras las imágenes se mueven en pantalla. Imaginad que hacéis una fiesta en torno a ello. Imaginad que invitáis a gente que para que os vea hacer el pollas mientras todos os lo pasáis de puta madre y os partís el culo de la risa. Imaginad que lo hacéis todas las semanas. Imaginad que lo lleváis haciendo con la misma película desde hace 30 años.

¿Alguna película se puede prestar a ello?

Rocky Horror Picture Show

Yo creo que cuando hicieron The Rocky Horror Picture Show estaban pensando en eso, ninguna película se presta igual a semejante bizarrada. Seguramente si hubiera visto la película por mi cuenta en mi casa no hubiera tenido cojones a acabarla, puede ser un autentico coñazo con el consabido añadido de que halbamos de un musical (trabajito me costó asimilar Sweeney Tood, que oiga, al final también me gustó y todo), pero verla tal y como la vi el viernes pasado en Madrid no tiene absolutamente nada que ver. Que descubrimiento, que gigantesca frikada. Que de pueblo es uno, joder.

Ingenieros informáticos
Mi primera quedada

4 comentarios en “The Rocky Horror Picture Show

  1. Lo de ser de pueblo no tiene nada que ver. Yo no sabía nada del rollo este hasta hace unas semanas y desde entonces no dejo de preguntarme cómo he podido vivir tan tranquilo todos estos años.
    ¡Frank Furter, eres mi ídolo!

  2. Me alegra haberos descubierto un entretenimiento nuevo, nosotros cuando estabamos viendo el debate de vuelta de Rajoy y Zapatero estabamos en el sofá yy cada vez que decía Rajoy «crisis» nosotros decíamos «uyyyyy» y así fue más divertido, así que no sólo vale para ver películas sino para otro tipo de eventos, como bien decías sólo has de tener la sintonía y la compañía adecuadas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.