Un año, ¿una peli?

Bueno, mientras escribo esto en un piso sin Internet, en la terraza y mangoneando la red wifi de un vecino no sé si generoso o imprudente, me dispongo a responder este meme que me ha lanzado Rafa Copépodo: una peli por año desde tu nacimiento.
Me ha salido mucho más cine de acción y palomitero del que había pensado al principio, pero así son las cosas. Al final uno anda dividido entre el yo de ahora y el de entonces: si por ejemplo hubiera tenido que incluir el 82, me hubiera costado horrores elegir entre ET y Blade Runner. Por regla general suele ganar el de entonces: aunque ahora entiendo ciertas películas como netamente superiores, creo que las ganadores son las que han sido más influyentes, las que le han tocado en algún momento ‘la fibra’. Y aparte, unos años hay que rascar por la escasez, y otros duele elegir. Así que al final he roto hasta cierto punto las reglas del meme: si, elijo solo una película, pero soy incapaz de pasar sin mencionar otras tantas de cada año, que tienen lo suyo.
Bueno, que ahí va.

Nota: he ido editando la lista y probablemente lo siga haciendo conforme recuerde películas.

1983 – El Retorno del Jedi. Como no podía ser menos, aunque es obligado reconocer que es la más floja de la trilogía original.
De ese año en el que solo viví 14 horas, quiero señalar también Elegidos para la Gloria, El Sentido de la Vida, Scarface…

1984 – Terminator. Aunque he de mencionar Starman, ¡y El Último Starfighter!

1985 – Los Goonies.
Gracias por las chorrocientas tardes de diversión en TVE los sábados por la tarde. Fue también el año de Regreso al Futuro, Carretera al Infierno (otra que me marcó de pequeño) y El Club de los Cinco.

1986 – Aliens.
Lastima que el puesto no lo gane El Vuelo del Navegante o El joven Sherlock Holmes, míticas de mi infancia, pero Aliens es un peliculón incuestionable a años luz de las otras. La Mosca hubiera sido la alternativa ‘seria’, y El Sargento de Hierro contiene muchas escenas también míticas.

1987 – Depredador.
Primera vez que me cuesta elegir, qué dolor preferirla sobre Los Intocables de Elliott Ness (que es grandiosa), pero el otro día la echaron en la tele mientras estamos jugando a las cartas un puñado de amigos juntos… y no es que tenga muchas escenas míticas, es que lo es, escena a escena, desde el principio hasta el final. La Chaqueta Metálica es también de ese año.

1988 – La Jungla de Cristal, John McClain powered. Si un extraterrestre viene y pregunta por “cine de acción”, la respuesta es esta película, La Película. Como tal, es absolutamente redonda.
Otros clásicos de ese año: Beetlejuice, Totoro y Akira. Pasaron años hasta que conseguí ver esta última, pero la imagen de un cráneo reventado a cámara lenta por una bala es demasiado para la mente de un crío de 4 años.

1989 – Indiana Jones y la Ultima cruzada. Previsible, evidente, inevitable.
Mención especial a Abyss, El Club de los Poetas Muertos y Batman.

1990 – Desafío Total.
Seguida de cerca por Eduardo Manostijeras.

1991 – Terminator 2.
No hay color. Probablemente (junto a Matrix) la impresión visual más imperecedera de mi vida. Y Schwarzenegger por cuarta vez en cabeza de esta lista. Reconozco la calidad de El Silencio de los Corderos, pero nunca me ha marcado y mucho menos de la forma que lo hizo el malo de metal liquido. Señalar también Delicatessen, pero solo señalar, Terminator 2 es intocable.

1992 – Drácula
Otra vez más, la impresión provocada por esta película era demasiado grande. Otras que mencionar: Sin Perdon y Reservoir Dogs.

1993 – Sin Miedo a la Vida, que cambio por Parque Jurásico, porque aunque ambas me encantan, considero la primera mucho más ‘mia’ que la segunda, que siempre me ha resultado algo ajena (y que ya la ha puesto todo el mundo en sus respectivas listas).
La Lista de Schindler, Atrapado en el Tiempo (El Día de la Marmota), Demolition Man y Pesadilla Antes de Navidad.

1994 – León, El profesional.
Repasando, menudo año: Forrest Gump, Pulp Fiction, Cadena Perpetua, Clerks, y El Rey León. Hubiera sido muy, muy difícil elegir, de no ser por El Profesional.

1995 – Braveheart, también por lo que fué en su momento. Con ella han peleado duramente Heat, Apolo 13, Antes del Amanecer y Seven.
Otras ‘cinco estrellas’ de aquel año fueron Doce Monos, Dias Extraños, Ghost in the Shell y Toy Story. De los años más difíciles de elegir, pongo Braveheart por lo que la pongo.

1996 – Los Puentes de Madison, (si, si es que soy un romanticón también…).
Y mención especial a Independence Day, porque fue la primera película que fui por voluntad propia a ver a un cine en condiciones (no contaba el cine de verano en el pueblo :) ).
Por señalar: La Roca y Trainspotting.

1997 – El Indomable Will Hunting.
Muy, muy reñida con Mejor Imposible, Martin HacheGattacca. No de las más, sino la elección más difícil de todas: cada una de estas cuatro películas hubiera ganado por mucho en la mayoría del resto de años, cada una de ellas merece más de un post.
Y bueno, tambien andaban por ahí Contact, Men In Black, El Quinto Elemento, y esa divertidísima sátira que es Starship Troopers.

1998 – Salvar al Soldado Ryan. Esos primeros 20 minutos para mi valen la película. Expando mi opinión en los comentarios.
El gran Lebowski, Dark City, American History X, Bulworth.

1999 – Matrix. Supongo que leeréis el enlace, así que no me hace falta añadir nada. Y recordemos, fue un año de auténticos pepinacos; Star Wars Episodio 1 y El Club Lucha. Pero Matrix… es sencillamente Matrix
También fue el año de El Proyecto de la Bruja de Blair, Una Historia Verdadera, Trabajo Basura y Como Ser John Malkovich, que les tengo mucha estima a todas. Mención muy especial a ese clásico que pasó tristemente desapercibido: El Gigante de Hierro.

(nota: a partir de aquí podéis hurgar en una lista extendida que he preparado sobre mis películas preferidas de esta década)

2000 – Naufrago. Aunque no la ví hasta pasados unos años, me toco la fibra, no se cual pero hurgó hondo en una diana que desconocía. A mi parecer algo menospreciada, en la recamara tengo post dedicado a ella. Requiem for a Dream, Gladiator, y La Tormenta Perfecta (¡amo su BSO!) merecen que las mencione.

2001 – Amelie, repitiendo lo que yo mismo digo en otro post, cómo no enamorarse de Amelie Poulain, como no desear ser Nino Quincampoix y llevarla en la parte de atrás de la bicicleta, como no enamorarse perdidamente de esta película y de todo lo que en ella se respira, se huele, se bebe, come, toca, oye, ve, siente…
He de nombrar La Comunidad Anillo (oh!) y El Viaje de Chihiro.

2002 – Ciudad de Dios.
El Ataque de los Clones, Las Dos Torres, El Ladrón de Orquídeas, Minority Report… Y Ali-G, por dios, Ali-G xDDD. Con todo y visto así, no es un año muy fuerte.

2003 – El Retorno del Rey, por finalmente dar algún oro al Señor de los Anillos. Lost in Translation, Oldboy, Big Fish, Buscando a Nemo, Good Bye Lenin y Mi vida sin mi son muy buenas de aquel año. Respecto a Matrix Reloaded y Revolutions… las expectativas fueron dañinas, pero merecen mención. Hulk me entretuvo mucho.

2004 – Antes del Atardecer, tras la negativa que le di a Antes del Amanecer (era o una u otra)
De nuevo, muy muy reñido con El Hundimiento, Olvidate de Mi y El Castillo Ambulante.

2005 – Star Wars Episodio 3, por razones evidentes, ya eran muchos años esperando ver el nacimiento de Vader. Si no fuera por esto, el premio se lo llevaba Sin City de calle. Y otras de aquel año fueron V de Vendetta, Brokeback Mountain y Batman Begins.

2006 – A Scanner Darkly (me ha costado acordarme y eso que la tengo en DVD original). Segundos puestos para las muchas buenas películas de este año, aunque ninguna realmente mítica: Children of Men, The Prestige, Little Miss Sunshine, 300 o Casino Royale.

2007 – Sunshine. Muy dificil de argumentar este triunfo frente a The Man From Earth, otro verdadero descubrimiento. Mencionar Ratatouille

2008 – The Dark Knight, tal y como era absolutamente obvio. Sin embargo Ironman me ha sorprendido muy gratamente, y WALL·E sencillamente daba lo que prometía: conseguir ponerme los pelos de punta más de una vez igual que un niño. Y es el año de la cuarta de Indiana Jones.

Que lo coja quien quiera, pero a ver si Etringita (que si quiere puede contestar en comentarios :*), Dick y Dremin se lanzan.

Actualizado:

2009 – Avatar, sin dudarlo un segundo, por razones extendidas en el enlace. El Curioso Caso de Benjamin Button hubiera sido un buen candidato, pero de nuevo, no hay color. Merecen ser mencionadas Moon, Malditos Bastardos, UpDistrito 9.

2010 – Toy Story 3, por -dolorosamente- mantener la promesa de elegir una por año. Por que la otra es Origen, y me duele horrores tener que escoger. La idea es, Nolan ya ha puntuado con The Dark Knight, y la trilogia de Pixar merece alguna medalla, que va sin duda para la tercera. De Origen ya hablé, y de Toy Story 3, solo decir que es tremendamente delicado verla justo el día antes de irte un año entero al extranjero, con todas las consecuencias y todas las lecturas que tiene. Aparte de esto, The Social Network me gustado mucho (tiene huevos que de Facebook se pueda sacar una peli tan buena), y Tron Legacy, que no tiene una historia del otro mundo, pero visualmente si lo es.

Ana Rosa trae cola. Mucha cola.
El sindrome post-película

11 pensamientos en “Un año, ¿una peli?

  1. ¿Por qué todos tenemos en común en esta lista a los Goonies, Parque Jurásico y al Caballero Oscuro? Que cosas… desentona en la lista “Los Puentes de Madison”, la verdad. Que conste que a mi me gusta mucho esa peli, como casi todo lo de Eastwood-director.

  2. Bueno, veo que disiento mucho de ti, que sorpresa que hayamos colgado la lista todos hoy, cada uno por un motivo diferente. Mola. Me gusta tu lista. Aunque ALIENS, es mucho mejor la de Ridley Scott. Y como se nota lo yogurin que eres que no has podido poner Blade Runner, jajajajajjajajajjajajajajja Romanticón, que eres un romanticón.

  3. Sigo mirando tu lista y me choca “salvar al soldado Ryan” pero que tiene ese panfleto que tanto os gusta, 20 minutos no salvan una película. Ahora que lo pienso me encantaría haber elegido Sunshine pero Promesas del Este creo que posee más enjundia, la de Boyle, me magnetiza, me hechiza, pero cronenberg y sus mafiosos rusos me encandilan y me atrapan.
    Buneo, y elegir a Mel Gibson en el 95 cuando su “El hombre sin rostro” era mejor pellícula, y concretamente ese año había muchas cosas sobre las que elegir, creo que lo de los hombres con falditas blandiendo hostias a todo trapo y con overdose de testoterona te ponía ¿no?
    En fin que ha molado el post, hay qeu reconocerlo, se podría ahsta hacer un estudio sociológico ¿no?

  4. ##Alfie, gracias. Jeje, respecto a Aliens, si hubiera nacido en el 79 te aseguro que hubiera puesto la de Scott, otra de las indudables. Por arriba comento lo que hubiera pasado de tener que poner el 82, tuve clarisimo que era Blade Runner hasta que ¡dolor! recordé ET, algo que entenderás me afecta más de cerca. Y si, soy también de cine romántico, que no pastelones, los odio, pero ya te digo que los puentes de Madison o las de Linklater son magistrales a mi entender.
    Y ahora ya, comentando los puntos en los que disentimos, por un lado como bien dices, Braveheart ‘me la pone dura’ (aunque no es más que otra forma de decir que todavía se me hace algún nudo en la garganta en más de uno y más de dos momentos en la peli). Recuerdo al día siguiente de verla con 14 años (porque la estrenaron en la tele, no la vi en el cine) que todos los chavales de la clase estábamos extasiados, el pardillo, el empollón y hasta el acosador, unidos, comentando juntos como fue el momento de la primera acometida de la caballería inglesa ante la defensa de las lanzas de los escoceses, por poner un ejemplo. Una experiencia. Tal vez reconozco el resto como netamente mejores, pero solo las aprecio recientemente. Tenía que traicionar o al niño o a mi yo de ahora…

    Respecto al Soldado Ryan, pues tio, tras repasarme unas cuantas criticas en filmaffinity veo que todos los que van en contra de la pelí (que no digo que sea tu caso) van a lo mismo: que es una americanada, con la puta bandera de los cojones que tanto nos cabrea a todos. Yo solo digo, si, ¿y que? Tengo suficiente conocimiento para saber que no fue así, una cosa es que ‘salieran ganando’ con la guerra (con un gigantesco complejo industrial y una economía intactas y bases militares en todo el mundo), otra cosa es que se llevasen ellos de verdad las ostias y el merito de ‘ganar’ se lo llevasen ellos: que se lo digan sobre todo a los rusos. Por el mismo hecho de que creen que una guerra ‘se gana’. Que si, que es una americanada y se lo creen y sigue creyendo que salvaron el mundo. Yo sé que no fue así, y por lo demás me parece un peliculón, que muestra como ninguna otra los horrores de la guerra. Porque esa es la otra, que todas las películas antibelicistas las parecen hacer intelectuales, con más o menos refinamiento, con un mensaje más o menos soterrado, que no desdeño ni mucho menos, pero ¿por que desdeñar cuando a veces se va a lo superficial, a lo explicito y/o efectista? Todas ellas cosas de las que veo se tacha a esta película, y creo que es tan necesario como lo primero. Desde luego que Salvar al Soldado Ryan no es una película intelectual, lo sé, ¿pero es por ello mala? Yo lo que sé es que en el instituto todavía escuche a chavales comentar ‘como me gustaría coger un fusil y pegar tiros en una guerra’, y en estos casos creo que esta película es mil veces más necesaria que “Senderos de Gloria” de Kubrick (lo digo porque una vez nos la pusieron y nos resultó soporífera). Porque algunas -algunas- veces pienso que también hace falta ser explícito, y no resumir con genialidad algo en dos lineas de diálogo. Ciertos mensajes deben llegar a todos los públicos, no solo a los intelectuales, y el horror de la guerra creo humildemente que debe ser uno de ellos. Te suelto todo esto porque sé que me vas a responder.

  5. ##Dick, ya te he leido, ya te comento. Esos vinillos…

    ##Eugenio, y tampoco creas que 300 me encantó. Que si, que está bien y tiene momentazos, pero es muy irregular, y también hay cosas con las que no puedo de ella.

    ##Eulez, el caso es que desde que has dicho eso, y ya ves que la he editado, he recordado un par de películas ‘romanticas’ más. Sip, ya ves, con lo que parece con esta lista que me gusta la acción (que es verdad, al menos en lo que respecta a los clásicos de los 80), se me acaba de ocurrir la idea de Chuache protagonizando una peli romántica xDD

  6. Pingback: Mis (¿diez?) películas de la década | Ración Individual de Personalidad

Deja un comentario